El congreso de los diputados. Blog Francesc Romeu

Esta semana empieza el debate del estado de la nación. Un debate que este año, más que nunca, se sabe que: la nación está mal, muy mal.

La crisis social, económica, de empleo, política e institucional es una obviedad que respiramos todos los días. La política se ha alejado de la sociedad, la desconfianza es un clamor que pide cambios urgentes, valientes y claros.

Seguiremos atentos el debate, donde espero que más allá de las artimañas dialécticas, se hable claro, pero sobre todo, se proponga claro, con medidas y presupuestos que empiecen a recuperar la confianza.

No estamos ni para perder tiempo, ni para debates personalistas que no interesan a nadie.

A ver si estamos a la altura!

  1. Los Ciudadanos quieren ver que sus dirigentes reaccionan ante los problemas de la calle y se toman soluciones, no como hace el PP con sus ataques a la democracia.
    Propuesta
    1 Politíco = 1 Cargo = 1 Sueldo aprobado por Ley

  2. Nunca me han gustado los debates sobre el estado de la nación. Me parecen diálogos de sordos, escenificaciones con el objetivo de lanzar unos cuantos titulares para que los capten los medios de comunicación afines. De debate hay poco, es una guerra de posiciones preconcebidas.

    Más importante que esto debería ser un verdadero debate serio sobre la situación estructural del país, tanto política como económica, o quizá dos debates serios, uno económico y otro político que se centre en dos ejes: La corrupción y la conveniencia de tener un gobierno que ha violado completamente su programa electoral. Y este debate debería acabar con una moción de censura.
    La mayoría del PP lo tumbaría todo pero no podemos continuar así y esperar a que el país se disuelva irremediablemente. Hay que hacer algo.

    • Estaremos pendientes! Analizaremos críticamente que el momento no es cualquiera. Yo también espero vuestras conclusiones. Abrazos! FR

  3. Josep Vicent says:

    Aquest debat és la unio de dos debats. Una artimanya de triler per vore si la sombra del Barcenasgate i altres affairs es poden disimular. Ja vos adelante el paper de Rajoy en aquesta representació pròpia de Moliere o qualsevol saineter. Rajoy será DON TANCREDO. Això ja és qausi una aptologia en aquest home i no me preocupa doncs no veig solucio.Però si me preocupa que el PSOE, que el nostre portaveu faça una intervenció digna, d’altura, amb sentit d’estat i de fermesa crítica. ës un bon moment per projectar als ciutadnas que n’hi ha un altra forma d’afrontar la crisi per poder sortir tots junts i no deixantel vcamí sembrat de perjudicats sociolaborals. ës l’hora dels socialistes i no la podem desaprofitar. Estarem atents i compartirem conclusions

Comments are closed.