Artículo publicado el 17-Abril-2013 en Infolibre.es

Estamos en una nueva transición política, social y económica. Un momento histórico de España que necesita amplitud de miras y nuevas políticas, más allá de los discursos fáciles de laboratorio y del populismo simple. Un tiempo en el que necesitamos poner encima de la mesa nuevas soluciones, nuevas respuestas y nuevos planteamientos sin considerar nada como eterno. Nada es intocable. (…seguir leyendo)

Los socialistas necesitamos con urgencia volver a ser auténticos con retos y planteamientos de futuro, sustentando en nuestros valores las propuestas a la sociedad. No podemos correr el riesgo, en este momento transcendental de nuestra historia, de quedarnos en la barrera, hemos de protagonizar la nueva realidad.

Los socialistas somos auténticos y nuestra gente espera que así sea nuestra acción política y pública; sin silencios, sin ambigüedades, siendo responsables de nuestro pasado y protagonistas de un futuro por escribir. Nuestra autenticidad se basa en la defensa a toda costa de la igualdad, la democracia, la libertad, la transparencia y eficacia de todas las estructuras del estado.

No podemos tener un gobierno gordo sobre un Pueblo flaco. No podemos permitir la desigualdad en ningún concepto y, mucho menos, cerrarnos en estructuras antiguas; necesitamos más democracia y más control popular con gobiernos transparentes y con responsables sometidos siempre al juicio popular. Ser auténticos es defender la voluntad popular por encima de la los intereses partidistas, de politiqueos ambiguos y de la defensa de los cargos perpetuos.

Propongamos un nuevo concepto de igualdad, el de las oportunidades pero también el de las posibilidades. La igualdad de las personas en todo ámbito social e institucional. Hemos de trabajar por romper las barreras institucionales, los corsés morales y el miedo a la diferencia para una nueva convivencia social en el que cada individuo pueda desarrollar su plan de vida sin más límite que el respeto a los demás. Y, para ello, es necesario defender el laicismo como principio fundamental, el individuo libre de todo dogma o imposición. Sin ir contra nadie, pero defendiendo la libertad e igualdad por encima de todo.

Hemos de ir más allá de lo siempre, terminar con estructuras de otra época, obsoletas y antiguas que entorpecen nuestro avance como sociedad. Instituciones que representan principios contrarios a la igualdad como la Monarquía o acuerdos que pretenden sujetar la libertad personal como el Concordato con la santa sede, con privilegios económicos y falta de transparencia. Si nos quedamos como estamos, perderemos como nunca.

Planteemos un nuevo modelo educativo con una fuerte base de inteligencia emocional; con valores de esfuerzo, mérito y capacidad. Establezcamos nuevos parámetros de impulso empresarial y vinculación productiva, uniendo todo el proceso productivo institucional y económico, fomentando la nueva responsabilidad social de las empresas y el apoyo y reconocimiento a los emprendedores que arriesgan.

Impulsemos un nuevo modelo económico basado en el keynesianismo moderno y social, un nuevo New Deal, una acción pública sobre la economía que se centre en la inversión social, medioambiental e intelectual. Dar un papel protagonista a la industria verde y el respeto absoluto al medio ambiente, fomentar la creatividad, la investigación y el desarrollo científico y tecnológico, para crear puestos de trabajo, para dinamizar y potenciar nuestras capacidades y habilidades.

Ser auténticos es estar con la gente, conocer y sentir sus problemas, pensar y proponer ilusiones de futuro. Poner a disposición de las personas los recursos existentes, como las viviendas vacías titularidad de las administraciones públicas, para resolver el presente, hacernos fuertes y marcar las líneas para los próximos veinte años.

Es la hora de ser auténticos, de pensar en un nuevo sentido al socialismo español y en el renacimiento de la política para las personas.

*Francesc Romeu es vicesecretario general y portavoz del Partido Socialista del País Valencià (PSPV-PSOE)

Ver artículo