Cambiar o desaparecer. Nuevos tiempos, nuevo todo. Hasta aquí hemos llegado!

20140527-191301-69181038.jpg

El próximo congreso no es una cita más, no es un momento cualquiera. Es la hora de hacer frente con calor y gallardía al reto que nos han plantado la españoles: o hay novedades en los discursos, las formas y las caras, o desaparecéis.

El Congreso del PSOE de Julio no puede ni debe ser un reparto de cromos caduco y aburrido. No puede ser el mismo esquema de funcionamiento, porque si todo sigue igual para que nada cambie, alguien tendrá que hacerse mirar si su aportación al partido es para el interés general o el suyo propio.

Vamos a un congreso donde hay un punto de inflexión y donde las formas deben cambiar. Por eso, el próximo secretario general tiene que ser elegido por las y los militantes, dando la cara y ofreciendo respuestas y no pactos cerrados que anclan el partido. Hay que ser valientes, innovadores, con fuerza y claridad. Las viejas formas solo son eso, viejas.

Para motivar hay que renovar los motivos y perseguirlos. En otras palabras, convertir el sueño en motivo, en proyecto, una ilusión; todo aquello que esta por delante. La distancia es el camino y el primer paso a la acción, caminar, andar, hacer, así se forjará el Liderhazgo social del nuevo socialismo.

Un liderazgo social del PSOE que motive, o que al menos no desmotive, tomando decisiones, ayudando a hacerlas. En definitiva, encontrar el motivo y pasar a la acción.

Nos urge dar un nuevo sentido al socialismo español que reivindicar la política para las personas y no para los personajes. Nos urge volver a poner los pies en el suelo, a levantar la cara y a sentir el corazón latír a la izquierda, con claridad, sin perfiles de canto, sin medias rutas y parches rotos. Hagamos algo. Es la hora. Menos lamentos y más acción!

20140527-191844-69524945.jpg